Situación Alarmante en el Hospital Puerta del Mar. (Nota Sábado 04 de Abril)

Nota de Prensa.

LA DIRECCIÓN DEL HOSPITAL PUERTA DEL MAR OBLIGA AL PERSONAL DE LIMPIEZA A SACAR LOS RESIDUOS DE COVID 19 DE LOS CONTENEDORES DE RESIDUOS PELIGROSOS Y METERLOS EN CAJAS DE CARTON.

Las decisiones aberrantes de la Gerencia de nuestro hospital en la gestión de esta crisis por Covid 19 que todos sufrimos no paran de sucederse una tras otra. Tras su absurda y obsesiva decisión de promover que no era necesario el uso de mascarillas quirúrgicas en multitud de espacios dentro del centro (llegando incluso a amenazarse con sanciones a las trabajadoras) o de intentar que los trabajadores en cuarentena y asintomáticos se incorporasen a trabajar aún sin esperar si los resultados de sus test resultaban positivos o negativos), ahora le ha llegado el turno a la gestión de los residuos de Covid 19 y, en general, de todos los residuos sanitarios peligrosos que se producen en el centro.

Por legislación medioambiental, normativas de salud y protocolos de prevención básicos, todos los residuos sanitarios peligrosos del hospital (incluidos los que proceden de la atención a pacientes de Covid 19) se introducen y almacenan en las unidades de hospitalización en bolsas de color rojo colocadas en el interior de unos contenedores especiales de color verde que, tras su uso, se cierran (mediante mecanismos que eviten su apertura accidental, si cayeran) para trasladarse a un pequeño almacén que hay en el túnel de la planta sótano, justo al lado de los vestuarios y frente a las unidades de cocina y despensa. En ese pequeño almacén se acumulan los contenedores por parte del personal de limpieza para su posterior retirada todas las mañanas por una empresa gestora especializada, que se los lleva en camiones hasta la planta de tratamiento, donde se destruyen los residuos y desinfecta industrialmente los contendores para su posterior reutilización (los contendores se retiraban llenos por la mañana y se volvían a traer, tras desinfección industrial, a la mañana siguiente).

Pues bien, empujados (según dicen) por una supuesta falta de contenedores que nadie explica, ni justifica, la dirección del hospital dio instrucciones hace tres días a la empresa de limpieza (SACYR FACILITIES) para que, en lugar de todo lo anterior, procediera a actuar del siguiente modo:

  1. Todos los bidones con residuos sanitarios peligrosos (entre los que se incluyen, lógicamente, los procedentes de pacientes ingresados por Covid 19) se bajarán como siempre al depósito existente en el túnel de la planta sótano del hospital.
  2. Una vez allí, se pesarán y registraran como tradicionalmente ha venido haciéndose.
  3. A partir de ese momento, y aquí reside la increíble novedad, un trabajador de limpieza, ataviado con el equipo de protección correspondiente, procederá a abrir contenedor por contenedor, cerrará las bolsas que se encuentren abiertas, las

extraerá del contenedor verde, las traspasará a unas cajas de cartón preparadas al efecto, que almacenará para su retirada por la empresa gestora (Ferrovial).

  • A continuación (y en el propio lugar donde se almacenan los bidones de residuos peligrosos) se procederá a limpiar y desinfectar los contenedores verdes para su reutilización inmediata en las áreas de hospitalización.

Ante lo aberrante del procedimiento y la vulneración que implicaba de todo tipo de normas y protocolos, exigimos a la dirección que no ejecutase esas instrucciones, que nos acreditase la supuesta falta de contenedores que argumentaba y que nos confirmase si el aberrante procedimiento que habían ideado contaba o no con la aprobación de todas las instituciones y órganos competentes.

Pero, por desgracia (y tras una breve parálisis de tan sólo dos días) ayer viernes por la tarde la dirección del hospital puso en marcha su nueva estrategia de gestión rápida del proceso de vaciado, desinfección y reutilización de los contenedores en nuestro propio centro del que os adjuntamos fotos.

Como perfectamente podéis apreciar en ellas, tras bajar de las plantas los contendores con residuos de Covid 19 y otros residuos sanitario peligrosos al pequeño almacén que hay junto a los vestuarios y frente a la cocina (fotos 1 y 2), el personal temporal contratado expresamente para esta tarea por la empresa de limpieza mete los contenedores en su interior (fotos 3 y 4), los abren (foto 5), sacan las bolsa rojas con residuos peligrosos de las plantas (foto 6), las introducen en cajas de cartón (foto 7) que cierra para su almacenamiento (foto 8) y, por último, los contendores son tratados con pulverización de agua y lejía (foto 9); a continuación, los contendores recién tratados vuelven a ser subidos rápidamente a planta para su distribución de nuevo por todas las unidades donde se generan residuos peligrosos (ya sean o no de Covid 19). Las cajas donde son reintroducidas las bolsas de residuos son de cartón (foto 10) a las que previamente se les ha colocado una bolsa de basura negra para intentar reducir, suponemos, la pérdida de residuos líquidos (foto 11). Una vez cerradas todas las cajas de cartón se mantienen almacenadas hasta el día siguiente en que serán retiradas por la empresa gestora de residuos para su eliminación.

Las operaciones, como veis, se ejecutan todo el tiempo con la puerta del pequeño almacén abierta para evitar que los compañeros de limpieza se asfixien dentro con la lejía a la vez que para posibilitar el constante tránsito de contendores sucios y limpios entrando y saliendo del habitáculo… ¡¡y todo ello, además, justo al lado del túnel del sótano por el que a diario pasamos todas las trabajadoras/es del hospital camino de los vestuarios!!.

Desde las Secciones Sindicales de Autonomía Obrera y CGT consideramos un absoluto escándalo este nuevo procedimiento de gestión de residuos sanitarios peligrosos (donde se incluyen los generados por covid 19) que la dirección del hospital acaba de imponer, incumpliendo con ello, y a nuestro juicio, todas las normas que regulan este tipo de operaciones y, desde luego, las dictadas recientemente en esta materia por el Ministerio de Sanidad, que en ningún momento (al menos, que sepamos) autorizan este

tipo de manipulaciones (Orden SND/271/2020, de 19 de marzo, por la que se establecen instrucciones sobre gestión de residuos en la situación de crisis sanitaria ocasionada por el COVID-19).

El cambio, además, se acomete sin que haya quedado acreditada esa supuesta falta de contenedores, ni tampoco si se ha intentado optimizar su uso en las unidades, o agotado otras opciones de tratamiento, como podrían ser: incrementar aún más el número de contenedores que trae a diario la empresa proveedora, obligar a la gestora de residuos a traer los contenedores en la misma jornada en que los retira (en lugar de al día siguiente), ampliar el servicio con otra empresa gestora, etc., etc., etc.

Consideramos, igualmente, que la operación supone situar en grave riesgo de contagio a los compañeros de limpieza que realizan estas tareas; así como también a todos los trabajadores/as del hospital que transitamos a diario por esa zona y que somos la inmensa mayoría de la plantilla (téngase en cuenta, insistimos, que la operación se realiza con la puerta abierta para evitar el ahogamiento de los compañeros de limpieza y que los restos de agua y lejía alcanzan toda la acera del túnel por la que transitará después todo el personal).

Y, por supuesto, entendemos también que la medida incumple normas de higiene alimentaria básicas, ya que se efectúa justo enfrente del área de cocina y a escasísimos metros de donde a diario se realiza la entrada de provisiones a la zona de despensa.

Por todo lo expuesto, desde las Secciones Sindicales de Autonomía y CGT exigimos, en primer lugar, la paralización urgente del procedimiento de trasvase de residuos peligrosos a contenedores de cartón que acabamos de describiros; y, en segundo, reclamamos de una vez el cese fulminante del Director Gerente del Hospital, Sebastián Quintero y de su Director Económico Administrativo y de Servicios Generales, Álvaro Ramírez, por la incompetencia manifiesta que desde el primer minuto de esta crisis vienen demostrando y que acaban de confirmar con creces al autorizar la puesta en marcha de este lamentable y peligroso protocolo.

Cádiz, a cuatro de abril de dos mil veinte

SECCIONES SINDICALES DE AUTONOMIA OBRERA Y C.G.T. HOSPITAL PUERTA DEL MAR

facebooktwitter