Sin Tener en Cuenta las Decisiones del Comité de Salud Laboral

LA REINCORPORACIÓN DE LOS TRABAJADORES MUNICIPALES SE COMPLICA POR EL CACIQUIL COMPORTAMIENTO DEL EQUIPO DE GOBIERNO Y POR SU NEFASTA Y NULA CAPACIDAD DE GESTIÓN, COMO YA VIENE SIENDO HABITUAL.

Desde Autonomía Obrera, sindicato mayoritario en el Ayuntamiento de Cádiz, queremos informar a la opinión pública que las instrucciones que ha elaborado la Delegación de Personal para la desescalada de los empleados públicos municipales, que curiosamente no viene firmada por ningún responsable ni Técnico ni Político, han sido confeccionadas unilateralmente por la empresa.Son instrucciones sin finalizar, huecas y no han sido consensuadasni en el Comité de Salud Laboral, ni con los sindicatos y representantes laborales del Ayto. y mucho menos, con  la representación de los trabajadores laboralesde los distintos organismos autónomos o empresas municipales,  a los que dice el equipo de gobierno en la nota que publica en el día de hoy en el “portal de transparencia” que afectará.

Está claro que la Comisión de Salud Laboral del 5 de Mayo fue un paripé, ya que ni las propuestas sindicales, ni siquiera las de los técnicos de Sanidad y Prevención han quedado reflejadas en dicho documento, el cual parece que intencionadamente ha sido reducido y censurado con el claro propósito de “lavarse las manos” y de no asumir responsabilidades directas, como viene siendo la tónica habitual de este equipo de gobierno ante la ausenciaconstante de gestión y las carencias para sacar temas complejos para adelante, como pueden ser por ejemplo los suministros de materiales de protección, y deja en manos de trabajadores y responsables de servicios las interpretaciones de cómo proceder en todas las situaciones que se den, abocando al caos y la desorganización en la mayoría de áreas y delegaciones, con la lógica afectación a los ciudadanos de Cádiz.Además es curioso que el técnico que ha elaborado dicho protocolo, ni siquiera haya formado parte del Comité de SPRL del 5 de mayo.

La falta de respeto del Concejal con los responsables técnicos del área de Salud y Prevención, así como con todos los componentes del Comité de Salud Laboral es muy grave. Se realizaron propuestas por la generalidad de miembros acorde a las peculiaridades de los servicios y a la idiosincrasia de nuestra administración, todo ello con un profundo trabajo de recopilación de normativas y de consultas, como así llevó a cabo nuestro sindicato con los trabajadores municipales, para que expusieran sus propuestas y dudas que fueron posteriormente  trasladadas al presidente del Comité, y que para nada han servido ni se han tenido en cuenta.

El acuerdo alcanzado el pasado 5 de mayo de que una vez redactado el documento sería supervisado y consensuado nuevamente por el Comité de SPRL, se lo han pasado por el forro,  el documento, inacabado y hueco en su contenido, lo enviaron casi a la vez a los sindicatos y a todos los trabajadores tanto municipales, como de organismos y empresas municipales, sin posibilidad de rechistar, al más estilo caciquil de esto es lo que hay.

Desde Autonomía Obrera, ante la especial sensibilidad y preocupación por los riesgos que conlleva  la necesaria vuelta a la normalidad y a la prestación de un servicio eficiente a la ciudadanía pero sin riesgos de transmisión del virus  para nadie, ni para trabajadores ni usuarios, instamos al equipo de gobierne a que dé marcha atrás y retire dichas instrucciones, para inmediatamente convocar el Comité de Salud laboral con la finalidad de consensuar unas instrucciones generales claras y precisas que eviten los malentendidos, dudas e incertidumbres de los trabajadores y trabajadoras municipales ante su vuelta al trabajo presencial y a su vez evite que cadaresponsable de los distintos servicios mal interprete o haga su propia interpretación de cómo se tiene que proceder.

Con respecto a las idiosincrasias de cada servicio, lo correcto y así se acordó el 5 de mayo, es que cada Área realice su plan organizativo ajustándose a dichas instrucciones, además de añadir sus particularidades. Dicho plan se presentaría al Comité de SPRL, o  una comisión emanada del mismo formado por la Delegación de Personal, Sanidad/prevención y delegados de prevención para dar mayor agilidad, y una vez consensuado y autorizado dicho plan se lleve a efecto en dicho servicio.

Y  por último, sobre la aplicación de las instrucciones en los organismos  autónomos y empresas municipales, entendemos que lo más correcto por parte del Ayuntamiento e incluso una obligación legal, es el de  informar y consensuar previamente con sus representantes la aplicación de dichas instrucciones en sus colectivos.

Cádiz a 14 de Mayo del 2020.

La Sección Sindical de Autonomía Obrera en el Ayto. de Cádiz.

facebooktwitter